El agua, la mejor bebida.

Agua pura,

agua sana.

Si hay algo que podemos relacionar con la vida, eso es el agua. El agua, o su ausencia, es lo primero que vemos en un paisaje.

Nosotros también somos agua. Desde que nacemos, empapados en un torrente acuoso, necesitamos dos o incluso más de dos litros de agua cada día.

Tomamos agua de fuentes y ríos, de bebidas comerciales, o de las frutas y otros alimentos. La perdemos también cada día; el agua nos limpia y se nos escapa.

Más de las tres cuartas partes del peso de un bebé son agua, pero ese porcentaje va disminuyendo con la vida. Es como si con el paso del tiempo nos fuéramos secando.

Pero nosotros queremos tener una piel hidratada y verla turgente, sana y flexible.

Por eso es importante reponer, beber agua limpia, llenar la piel de líquido. El agua entra por la boca y se distribuye por el cuerpo llenando todos los espacios internos generando turgencias y diluyendo los tóxicos que hay que eliminar. El agua, literalmente, nos purifica.

Deberíamos acostumbrarnos a beber agua por la mañana al despertarnos, y también durante el día, sin esperar a tener sed.

Agua pura

Sabemos que el agua es un líquido precioso que nos mantiene la vida, y sin embargo a veces la tratamos con desconsideración, como si las otras bebidas fueran mejores.

Sin embargo, el agua es una opción mejor que las bebidas azucaradas y los licores. Mejor beber agua que alcohol, que lo que hace es deshidratar y estropear el hígado y la piel.

Tenemos que cuidarnos, y para ello lo mejor es empezar el día reponiendo dentro de nuestro cuerpo el agua pura y el agua sana que tanto necesitamos.

señor-bebiendo-agua

El filtro de agua más sencillo y eficiente.

Con este sencillo aparato podrás purificar facilmente el agua del grifo.

[Total: 0   Promedio: 0/5]

Deja un comentario